Wallet de criptomonedas ¿Qué es y cómo funciona?

ÍNDICE

  1. ¿Qué es una Wallet de criptomonedas?
  2. ¿Cómo funciona una Wallet de criptomonedas?
  3. Tipos de wallets: hot y cold
  4. Importancia de usar una wallet para administrar tus criptomonedas

¿Qué es una Wallet de criptomonedas?

También conocida como monedera o cartera cripto, una wallet es un dispositivo físico o virtual que funciona gracias a un software, su propósito es permitir la administración de las criptomonedas. Es el elemento que le facilita al usuario final la recepción y envío de criptos utilizando la respectiva blockchain de cada moneda.

¿Cómo funciona una Wallet de criptomonedas?

Una wallet tiene dos elementos que hacen posible las transacciones con criptomonedas: la clave pública y la clave privada. 

La clave pública actúa a modo de “dirección de entrega” o número de cuenta, pues permite ubicar el destinatario de una operación cripto. Dicha clave también puede generar diferentes direcciones sin afectar el resultado final de la transacción, ya que la naturaleza de las criptomonedas es usar la criptografía y generar anonimato, es una conducta recomendable variar la clave pública para mantener altos niveles de privacidad en tus operaciones. 

La clave privada actúa a modo de firma criptográfica para la clave pública, pues permite confirmar que se posee la dirección de entrega y usar los criptos.

Un símil recurrente para explicar esta interacción es que la operación con la criptomoneda es como un cajón que lleva los activos guardados, la  clave pública actúa a modo de candado que se le coloca al cajón para que no lo pueda abrir cualquier persona y la clave privada es la llave. Según esto el registro de la blockchain sería la información de la existencia del cajón, cuántos criptos contiene y cuándo cambió de dueño, pero sin revelar información como nombres o claves privadas.

Ahora bien, un dato curioso es que la clave privada es única, así que podríamos decir que funciona como una llave maestra para abrir nuestros candados. Por ejemplo, podríamos tener en una wallet cientos y miles de claves públicas y todas ellas se podrían abrir con una sóla  clave privada, específicamente la de esa misma wallet.

Otro elemento muy importante de una Wallet es la seed o semilla wallet, esta es una forma más amigable de gestionar la clave privada pues en vez de un complicado código alfanumérico se visualizan de 12 a 24 palabras del lenguaje cotidiano, las cuales deben ser utilizadas en un orden específico, permitiendo al usuario recordarla de una forma más sencilla. Pero también se le conoce como palabras de recuperación, porque permiten recuperar una wallet en caso de pérdida, esto quiere decir que quien la posea tiene control total sobre los activos allí guardados, por eso es vital no olvidarla y mucho menos compartirla con terceros.

Tipos de wallets: hot y cold

Las Wallets de criptomonedas se pueden dividir en dos grandes grupos: Las hot wallet y las cold wallet.

Las hot wallet son todas aquellas wallets que se mantienen conectadas a internet. Esto las hace ágiles a la hora de realizar transacciones, pero también menos seguras por ser susceptibles a ataques cibernéticos. En esta categoría podemos encontrar aplicaciones para smartphones y wallets como extensión del navegador, también están las wallets que asignan algunos Exchanges y plataformas de negociación P2P,  pero estas últimas suelen tener mejores protocolos de seguridad porque, generalmente, las plataformas tienen partners  que les permiten hacer uso de fuertes sistemas de seguridad y cuentan con pólizas para la contingencia en caso de ataques.

Las cold wallet son aquellas wallets que no están conectadas a internet para evitar que la generación de claves sea hackeable. La forma más común de encontrarlas es en dispositivos físicos similares a una USB con una pequeña pantalla para interactuar (muy similar a un PIN de seguridad bancario) también están wallets de papel, que contienen en un código QR la información que da acceso a las criptomonedas, generalmente son las que entregan los cajeros criptos cuando no posees una wallet propia. Su gran ventaja es que son mucho más seguras, pero quien las posea debe tener en cuenta los cuidados físicos que requieren, como evitar humedad, agua, calor o exposición al sol, así mismo que no caiga en manos de otra persona.

Importancia de usar una wallet para administrar tus criptomonedas

Al igual que usamos una app bancaria para administrar nuestro dinero del día a día, en el ecosistema de criptomonedas esta función pasa a ser responsabilidad de una wallet, y es que muchas de las personas que poseen criptomonedas solo ven a la wallet como la “app” donde se almacenan las criptomonedas, y esto realmente no es así, ya que la wallet si miramos a fondo nos ofrece diversos detalles que no tienen nada que envidiar a una aplicación bancaria de gestión de fondos. 

Mientras más crece el ecosistema de criptomonedas es de vital importancia entender el funcionamiento de las wallets o que nos ofrece cada una de ellas, ya que no todas son iguales y dependiendo de cómo está diseñada nos podría ofrecer ciertas características que nos serán útiles, por ejemplo actualmente no es necesario tener una wallet por cada criptomoneda que tengamos ya que las wallets más modernas nos permiten configurarlas y  así escoger cuales criptomonedas puede aceptar.

Otra función muy importante dentro de las wallets es el cambio de red en las criptomonedas que permiten múltiples redes de envio, y es que hay criptomonedas o tokens que permiten el envío en diferentes redes lo cual es muy versátil pero a la vez hay un riesgo latente en esta función y es que si enviamos por ejemplo Tether por medio de la red de Ethereum  a una wallet que acepte Tether pero que solo trabaja por medio de la red de Tron perderemos los USDT que estamos enviando y esto es responsabilidad del usuario pero en parte también de la wallet ya que debe ofrecer esta información al usuario, hoy en dia hay muy buenas wallets que nos instruyen en estos aspectos y nos ayudan a gestionar de una mejor manera nuestros depositos y envios, ya que también nos indican el costo por comisión de red y es un detalle muy importante si hablamos de economizar envíos. 

Otro función de gran importancia es la visualización de los codigos de identificacion transaccional mejor conocido como código Hash o TxID que ofrecen todas las wallets, y es que al igual que una cuenta bancaria podemos ver los detalles de los envíos que realizamos en nuestra wallet, lo cual nos ayuda a saber en cualquier momento el estado de esa transacción ya que es un registro que nunca se elimina. 

En resumen, cuando hablamos de wallets encontramos que

  • Existen diferentes tipos y se pueden simplificar en dos, Cold wallet y Hot wallet.
  • El funcionamiento de cada wallet dependerá del desarrollador y el tipo de wallet.
  • Las wallets cuentan con características únicas que siempre se encuentran en ellas pero no siempre están al alcance del usuario como las claves privadas.
  • Nos facilitan la gestión y resguardo de múltiples criptoactivos.
  • Permiten la supervisión de las transacciones realizadas y la gestión de diferentes activos.